domingo, 31 de diciembre de 2017

Mejores lecturas del 2017 y ¡feliz Año Nuevo!

¡Hola a todos!

Con suerte, esto se publicará justo en Nochevieja, pero no me fío mucho de ese invento llamado «programar la entrada», de modo que, por si acaso, yo os dejo felicitado ya el 2018. ¡Año nuevo, vida nueva!


Esta semana, por ser el día que es (y las fechas en las que estamos) quiero dejaros aquí los que considero los mejores libros que he leído en este 2017 que ya se nos va. Que conste que me ha costado reducir la lista, porque la tengo delante ahora mismo y… bueno, corta no es. Y me he limitado a los libros nuevos que he leído, no los releídos, que también son muchos. Pero por no daros mucho la tabarra, he decidido que un Top 12 de lecturas es perfecto. «¿Por qué doce?», puede que os preguntéis. Sencillo: por las doce campanadas que despiden el año.

¿Empezamos?

Por qué me comí a mi padre, de Roy Lewis.
Me reí muchísimo leyendo este libro. No solo está bien escrito y trata una historia de lo más interesante, sino que tiene un puntito de humor que lo hace perfecto.


SINOPSIS
Ambientada en una región del centro de África hacia finales del Pleistoceno, Por qué me comí a mi padre es la crónica trepidante y en algunos momentos jocosa de la lucha por la supervivencia de una horda de hombres mono y de sus esfuerzos por conseguir que mejoren sus condiciones de vida.
Dirigidos con mano firme por Edward, el patriarca de la horda, obsesionado con que el hombre mono evolucione y ciegamente convencido de la capacidad intelectual de los homínidos para imponerse al resto de las especies animales, los miembros de la horda se van adaptando de buen grado a los importantes cambios que se suceden en sus vidas gracias, entre otros adelantos, al fuego, a los instrumentos de caza o a la exogamia. Solo un miembro de la horda no ve con buenos ojos lo que está sucediendo, el tío Vania, hermano de Edward. Protagonista de algunas de las escenas más hilarantes de la novela, Vania no deja de mostrar su total desacuerdo con las ansias de progreso que animan a Edward y es un defensor a ultranza de una forma de vida más natural.
A pesar de que los hechos corroboran que el camino emprendido por Edward es el acertado, llegará un momento en el que el narrador de la novela, Ernest, el más reflexivo de sus hijos, empiece a preguntarse si algunas de las decisiones que está tomando su padre no suponen una amenaza para la horda…

El barón rampante, de Italo Calvino.
Magnífico, este libro fue una recomendación de mi padre (¡gracias, papá!) para iniciarme en este escritor, y sin duda me ha encantado. La historia es buena, está bien escrito… ¿qué más se puede pedir?


SINOPSIS
Cuando tenía doce años, Cosimo Piovasco, barón de Rondó, en un gesto de rebelión contra la tiranía familiar, se encaramó a una encina del jardín de la casa paterna. Ese mismo día, el 15 de junio de 1767, encontró a la hija de los marqueses de Ondarivia y le anunció su propósito de no bajar nunca de los árboles. Desde entonces y hasta el final de su vida, Cosimo permanece fiel a una disciplina que él mismo se ha impuesto.
La acción fantástica transcurre en las postrimerías del siglo XVIII y en los albores del XIX. Cosimo participa tanto en la revolución francesa como en las invasiones napoleónicas, pero sin abandonar nunca esa distancia necesaria que le permite estar dentro y fuera de las cosas al mismo tiempo.
En esta espléndida obra, Calvino se enfrenta con el que, según él mismo declaró, es su verdadero tema narrativo: «Una persona se fija voluntariamente una difícil regla y la sigue hasta sus últimas consecuencias, ya que sin ella no sería él mismo ni para sí ni para los otros».

Redshirts, de John Scalzi.
He de decir que este libro puede que a los que no seáis fans de Star Trek no os llame mucho la atención. Sin embargo a mí, que he visto las películas (¡las viejas son mejores, dónde vamos a parar!) y que soy una gran fan de Kirk y Spock, me animó la vida mientras lo leía, y me reí lo indecible. Fabuloso.


SINOPSIS
El alférez Andrew Dahl acaba de ser destinado al Intrepid, buque insignia de la Unión Universal desde 2456. Sus perspectivas no podrían ser mejores… hasta que se percata de que todas y cada una de las misiones de desembarco implican algún tipo de enfrentamiento letal con fuerzas alienígenas que siempre, siempre, acaban con la muerte de al menos uno de los tripulantes de bajo rango.
Nada puede preparar al alférez Dahl para lo que está a punto de descubrir acerca de su destino y el de sus compañeros.

Las ventajas de ser un marginado, de Stephen Chbosky.
Este libro lo tenía pendiente desde hacía algún tiempo, y al final decidí leerlo gracias a una amiga, que este verano me puso la película, que me encantó. El libro habla de un tema muy delicado, y me ha gustado mucho cómo lo trata el autor. (Y, por cierto, vaya mierda de sinopsis tiene esta novela. Las cosas como son, tomaos un momento para leerla. ¿«¡Hasta que se convierte en un joven de verdad!»? ¿Y qué era antes? ¿Pinocho? Ugh).


SINOPSIS
Charlie tiene 15 años y se ha quedado solo tras el suicidio de su mejor amigo. Vive con sus padres, su popular y guapa hermana y un hermano mayor que es una estrella del fútbol americano y que está a punto de comenzar la universidad. Su profesor de lengua está convencido de que Charlie posee una gran capacidad intelectual. 
Tras conocer a Sam y Patrick empieza a comprender lo que es ser un adolescente, y comienza un viaje hacia la madurez que le llevará a recorrer caminos nuevos e inesperados. Con ellos descubre nueva música, empieza a beber, fumar y coquetear con drogas, cambia de amigos… ¡Hasta que se convierte en un joven de verdad!

Neverwhere, de Neil Gaiman.
También recomendación de mi padre, Neverwhere me cautivó desde que comencé a leerlo. No solo es adorable, sino que la historia es adictiva y los personajes la acompañan a la perfección. Recomendada, sin duda.


SINOPSIS
Una historia mágica y maravillosa, repleta tanto de sueños como de pesadillas. Una de las historias más vendidas y mejor valoradas de Neil Gaiman.
En el subsuelo de Londres, como debajo de cada gran ciudad, existe un mundo desconocido e invisible, plagado de extraños seres, en el que sobrevivir depende de abrir las puertas adecuadas…
Hay mundos bajo tus pies, espías bajo las escaleras y formas que esperan al otro lado de los portales, que sólo has atisbado en tus sueños.
Tras leer Neverwhere, nunca volverás a pasar por los sombríos lugares del mundo moderno con la misma confianza infantil.

36, de Nieves Delgado.
Este libro, recomendación de otra amiga, (que además me lo prestó, porque es un amor) me sorprendió muy gratamente. La temática es perfecta, y me encanta el modo en que está escrito. Un gran acierto, sin duda.


SINOPSIS
El nacimiento de una nueva Inteligencia Artificial en el CIDIA siempre es motivo de alegría. En el caso de la que ocupará el cuerpo número 36, la felicidad es doble, puesto que, nada más nacer, ha sorprendido a todos los técnicos con un insólito «Buenos días». 36 no es una IA como las demás, se hace preguntas y quiere respuestas. ¿Dónde reside la verdadera identidad? ¿Qué sentido tienen las etiquetas? ¿Es necesario integrarse y aceptar la opinión de la mayoría?

Infiltrado, de Connie Willis.
Precioso. Muy bien redactado, como suele ser lo usual con esta escritora, critica y desenmascara los engaños a los que nosotros mismos nos sometemos para no ver el mundo tal y como es.


SINOPSIS
Premio Hugo 2006 de novela corta. 
Una sorprendente historia de amor entre un escéptico profesional y una actriz de cine desencantada. La sorpresa (y las dudas...) resultan inevitables al intentar desenmascarar a una médium presunta canalizadora de espíritus del pasado que parece ser capaz de vehicular el espíritu del gran escéptico y crítico de las pseudociencias H.L. Mencken. ¿Fraude o verdad?

Todos deberíamos ser feministas, de Chimamanda Ngozi Adichie.
¿Qué no puedo decir que no haya dicho ya en mi reseña? Es un ensayo es corto, conciso y esclarecedor, escrito con una mezcla de rabia y humor, que demuestra que todavía vivimos en un mundo donde todavía hay mucho machismo.


SINOPSIS
Ser feminista no es solo cosa de mujeres. Chimamanda Ngozi Adichie lo demuestra en este elocuente y perspicaz texto, en el que nos brinda una definición singular de lo que significa ser feminista en el siglo XXI. Con un estilo claro y directo, y sin dejar de lado el humor, esta carismática autora explora el papel de la mujer actual y apunta ideas para hacer de este mundo un lugar más justo.
«Hoy me gustaría pedir que empecemos a soñar con un plan para un mundo distinto. Un mundo más justo. Un mundo de hombres y mujeres más felices y más honestos consigo mismos. Y esta es la forma de empezar: tenemos que criar a nuestras hijas de otra forma. Y también a nuestros hijos».

Querida Ijeawele o cómo educar en el feminismo, de Chimamanda Ngozi Adichie.
De nuevo, no puedo decir nada de este libro que no haya comentado en mi reseña. Basado en una carta, enumera los consejos y situaciones que la autora cree que pueden resultar en unas herramientas adecuadas para enfrentarse a un mundo profundamente machista y exigir la igualdad.


SINOPSIS
«En lugar de enseñarle a tu hija a agradar, enséñale a ser sincera. Y amable. Y valiente. Anímala a decir lo que piensa, a decir lo que opina en realidad, a decir la verdad. [...] Dile que, si algo la incomoda, se queje, grite».
El feminismo empieza en la educación. Con su voz cálida y directa, Chimamanda Ngozi Adichie dirige esta emotiva carta a una joven madre que acaba de dar a luz. En sus quince consejos, reivindica la formación de nuestros hijos en la igualdad y el respeto, el amor por los orígenes y la cultura. Una invitación a rechazar estereotipos, a abrazar el fracaso y a luchar por una sociedad más justa. Una bella misiva con reflexiones tan honestas como necesarias que conquistará por igual a madres, padres, hijos e hijas.

El tapiz amarillo, de Charlotte Perkins Gillman.
Este libro ha supuesto una gran sorpresa para mí. Otra vez, no puedo más que remitiros a mi reseña y recomendaros encarecidamente su lectura, pues a pesar de la época en la que se escribió, trata un tema de lo más actual.


SINOPSIS
Publicado por primera vez en 1892, El tapiz amarillo está escrito como el diario secreto de una mujer que, debilitado su gusto por el matrimonio y la maternidad, es obligada a una cura de reposo en el campo para remediar su «condición nerviosa», que en realidad sólo era una depresión posparto. Aunque ella desea escribir, su esposo y doctor se lo prohíbe, prescribiendo en cambio pasividad completa. Encerrada en su habitación, la protagonista crea una realidad propia más allá del dibujo hipnótico del desteñido tapiz amarillo, un dibujo que ha venido a simbolizar su propia reclusión. Narrado con soberbia precisión psicológica y dramática, El tapiz amarillo se destaca no sólo por la autenticidad imaginativa con la que pinta el descenso a la locura de una mujer, sino también por la fuerza de su testimonio de la importancia que la libertad y el autoempoderamiento tienen para la mujer.

El apagón, de Connie Willis.
Magnífico, sin más. No puedo hacer más que recomendarlo. La historia que trata es apasionante, y está tan fantásticamente bien escrito que se lee en un suspiro. Qué obra.


SINOPSIS
Universidad de Oxford, 2060. Los viajes en el tiempo son habituales entre los historiadores para investigar el pasado. Tres jóvenes historiadores son enviados a la Inglaterra de la década de 1940 para conocer la época de primera mano. Polly Churchill se desplaza hasta Londres en pleno bombardeo nazi para observar las vidas de las empleadas de unos grandes almacenes. Mike Davies se hará pasar por periodista norteamericano para cubrir la evacuación de Dunquerque. Y Eileen O’Reilly entrará a formar parte del servicio de una finca de Warwickshire a fin de observar los numerosos grupos de niños que llegan evacuados de Londres. En principio, nada se sale de lo meramente rutinario. Pero al llegar a sus destinos, los historiadores advierten que han errado el momento de arribo no por unas pocas horas (como es habitual), sino por varios días. Pronto resulta evidente que está a punto de suceder un tremendo desastre que podría perturbar tanto el pasado como el futuro.

Cese de alerta, de Connie Willis.
¡Bueno, teniendo en cuenta que recomiendo la primera parte de la bilogía, iniciada por El apagón, no puedo menos que recomendar la segunda! Al igual que el anterior, la historia, cada vez más enredada, es intrigante y apasionante, además de muy rápida.


SINOPSIS
En El apagón (Ediciones B, 2011), la gran dama de la ciencia ficción, Connie Willis, envió a tres historiadores de Oxford en el año 2060 a la Segunda Guerra Mundial. En este trepidante viaje en el tiempo, Michael Davies, Merope Ward y Churchill Polly quedan atrapados en 1940, intentando sobrevivir a los bombardeos de Hitler y liberar Londres de su yugo mientras hacen lo posible por encontrar de nuevo el camino de regreso a casa. En Cese de alerta, la situación se ha hecho aún más grave, y viviremos las consecuencias de aquel periplo en que nuestros protagonistas se vieron atrapados, ya que parece que todos ellos afectaron, de algún modo, el pasado, cambiando el resultado de la guerra y, en consecuencia, el curso de la historia. El emocionante tiempo que se inició en El apagón se precipita, en Cese de alerta, hacia una resolución impresionante que sorprenderá incluso al más avezado de los lectores.

¡Y eso es todo! Espero que hayáis encontrado entretenida la entrada, aunque os puedo asegurar que la que se ha entretenido leyendo estos libros he sido yo. Ojalá encontréis alguno que queráis leer, y si es así, ¡no dejéis de decírmelo!

¡Feliz Año Nuevo!

8 comentarios:

  1. ¡Buenas tardes!
    Apenas son las 16:19 hrs. así que falta un tiempo antes del año nuevo.

    Muy buenas recomendaciones, me quedo con Todos deberíamos ser feministas, de Chimamanda Ngozi Adichie 💗

    Fue una alegría formar parte de tu 2017,
    ¡Feliz año nuevo!

    ResponderEliminar
  2. Hola! Yo tampoco confío mucho en lo de programar la entrada jaja. Gracias por compartir tus mejores lecturas, me apunto los libros de Chimamanda, aun no he leído nada de ella, pero ví una de sus conferencias y me encantó, feminismo a tope!
    Un abrazo y feliz año nuevo!

    ResponderEliminar
  3. Hola!!

    Pues me parece una entrada super interesante, por la variedad de géneros y por la personalidad que refleja. Muchos de sus títulos no los conocía, pero me he quedado prendada de "El tapiz amarillo" y de hecho he ido rauda y veloz a añadirlo a Goodreads para que no se me olvide jajaja

    Del resto pronto me estrenaré con Gaiman y quería leer algo de Chimamanda Ngozi Adichie.

    Besitos y a por otro año lleno de buenas lecturas

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola! Muy buena selección de títulos. Me ha llamado mucho la atención Por qué me comí a mi padre y me estoy leyendo El barón rampante, de Italo Calvino porque me quedé con ganas de seguir leyendo a este autor tras El vizconde demediado (una historia muy recomendable).
    Un abrazo y Feliz Año :)

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola y feliz año!
    Guau, no he leído ninguno de los que has nombrado pero le tengo muchas ganas al de Neil Gaiman, me lo han recomendado mucho. Espero que el 2018 esté lleno de muy buenas lecturas!

    Besitos!

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!
    Solo he leído Las ventajas de ser un marginado y la verdad es que no me gustó mucho, así que no coincidimos jaja, pero me alegra muchísimo que hayas disfrutado de esas lecturas, hay varios que me llaman la atención ^^
    Un beso y feliz año :)

    ResponderEliminar
  7. Hola!
    Yo participo en la iniciativa "Seamos Seguidores".
    Sigo tu blog,me sigues tu también?

    https://elenabienvenido.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  8. Me encantan este tipo de entradas con lo mejor del año. Me llama sobre todo el de Neil Gaiman, autor con el que me acabo de estrenar hace poco, pues mi lectura actual es una antología suya.

    Un beso ;)

    ResponderEliminar

¡Gracias por tomarte tu tiempo para dejarme un comentario!
Decir solo dos cositas:
1. Suelo devolver todos los comentarios, aunque puede que tarde un poco.
2. Por favor, evita el SPAM o si lo haces, que sea sutil. Soy demasiado perezosa como para empezar a moderar comentarios y no quiero empezar ahora.
Dicho esto, ¡adelante!